Hablábamos hace unas semanas, en el post de una lista de herramientas de calidad software imprescindibles, sobre como en estos años se ha disparado el número de herramientas para el control de la calidad software. En aquel post hablamos de herramientas de calidad software “estáticas” (es decir, analizan sin ejecutar el software) y de “caja blanca” (analizan en base al código fuente). Y nos quedó pendiente mencionar otro grupo de herramientas de calidad software: las herramientas para pruebas software, de caja negra.
“Son herramientas muy útiles en su versión gratuita, de hecho la principal limitación de Zoho CRM sin pago es que sólo permite el acceso a tres usuarios distintos dentro de la empresa, lo que para una pyme suele ser suficiente. En el caso de Openbravo, al ser software libre, el problema puede venir, como con cualquier solución open source (código abierto), en que hay que tener ciertos conocimientos técnicos para ponerlas a funcionar. Por eso, aunque Openbravo sea gratuito, si no tienes conocimientos técnicos debes valorar si te compensa contratar a alguien que instale y configure Openbravo para ajustarlo a las necesidades específicas de la empresa”, explica José Carlos Cortizo, CMO de BrainSins . 

Paint de Microsoft. Si, hay un montón de alternativas mucho más completas e interesantes, como Greenshot, del que hemos hablado aquí, o Jing, del que hablaremos en breve. Pero en muchos casos, con Paint es suficiente. Es un programa básico, incluído en todas las versiones actuales de Windows, por lo que si usas alguna versión de este sistema operativo, lo usarás a menudo. En 3 simples pasos puedes tener un pantallazo, y con poco más puedes destacar un punto en concreto y añadir un texto descriptivo en la imagen:
Otra herramienta privativa, de la mano de “SmartBear Software”®, que también utiliza VBScript y además maneja C#Script, C++Script, DelphiScript, JScript, JavaScript y Python, ¡sin ningún problema! A pesar de todos los lenguajes interpretados que soporta, igualmente no se necesitan habilidades extraordinarias de programación y su instalación es relativamente sencilla. Tiene tres módulos principales: como aplicación de escritorio, web y móvil. En muchos aspectos se parece a su contrincante UFT, ya que también se integra con Jenkins y mantiene actualizados los guiones u objetos grabados al cambiar alguno de ellos, lo que significa ahorro de tiempo y esfuerzo.

“Son herramientas muy útiles en su versión gratuita, de hecho la principal limitación de Zoho CRM sin pago es que sólo permite el acceso a tres usuarios distintos dentro de la empresa, lo que para una pyme suele ser suficiente. En el caso de Openbravo, al ser software libre, el problema puede venir, como con cualquier solución open source (código abierto), en que hay que tener ciertos conocimientos técnicos para ponerlas a funcionar. Por eso, aunque Openbravo sea gratuito, si no tienes conocimientos técnicos debes valorar si te compensa contratar a alguien que instale y configure Openbravo para ajustarlo a las necesidades específicas de la empresa”, explica José Carlos Cortizo, CMO de BrainSins .
×